blog
En estos dos años de pandemia hemos aprendido una cosa: la necesidad que tenemos las personas de estar en contacto con la naturaleza. Las salidas a la montaña, al campo, a los ríos y a las pozas se han multiplicado y ponen el foco de atención en la importancia de adecuar estos espacios para los visitantes a la vez que se toman medidas para proteger el entorno rural. La administración local ha hecho un notable esfuerzo para satisfacer esta demanda de rutas y nuevos espacios de paseo y recreo en ambientes más naturalizados.

Además, con el paso del tiempo, algunos caminos se desdibujan, se convierten en poco transitables y pierden la atención de los senderistas. Vías de montaña que transcurren por vertientes pierden plataforma por la erosión del talud y se convierten en peligrosas; antiguas rutas peatonales transcurren ahora junto con carreteras bastante transitadas y otras desaparecen con la construcción de nuevas infraestructuras. Por otro lado, la creciente necesidad de algunos pueblos de crear nuevos caminos para atraer o complementar el turismo rural se ve, a menudo, afectada por dificultades como la carencia de espacio o de acceso a algunas zonas de interés. 

La recuperación y creación de senderos en entornos naturales fue el punto de partida de iMuntanya en el año 2003. En estos casi veinte años trabajando junto con nuestros clientes para satisfacer sus necesidades y las demandas del terreno, hemos desenvolupado un sistema para recuperar caminos, para crear nuevos o para permitir pasos alternativos: las pasarelas ancladas al terreno. Formadas por sólidas fundamentaciones, con sistemas de anclajes profundos cuando no se posible el soporte superficial y con unas estructuras de acero aligeradas que nos permiten actuar en espacios reducidos o de difícil accesibilidad, las pasarelas ofrecen muchas posibilidades y acabados de la plataforma, ya sea madera, religa u hormigón y multitud de opciones de barandillas.

La pasarela anclada en Rodes recupera el antiguo sendero (2022)

A principios del 2022 hemos terminado la recuperación de un antiguo camino en Rodes, Rialp, con la instalación de una pasarela anclada a la roca que ha permitido, además, la recuperación del paso de ganadería. Esta actuación se ha hecho de forma casi artesanal, evitando al máximo el uso de maquinaria y acercando los materiales de forma manual a una distancia de más de 500m y 50m de desnivel para no afectar la nidificación de una pareja de quebrantahuesos próxima al lugar.

Este camino había sufrido una pérdida de anchura relevante al fallar los antiguos muros de piedra. El estudio de nuestros técnicos junto con los de ICGC de Tremp detectó la necesidad de un saneamiento de rocas en potencial peligro de caída y confirmó la imposibilidad de rehacer los muros dada el fuerte pendiente de la vertiente.

Esta obra ha contado con la ayuda del personal del PN de l’Alt Pirineu que ha sido el promotor y ha confiado en nosotros.

La pasarela del Camí Reiau amplia la ruta ciclable del río Garona (2020-2021)

Situada también en una zona de alta montaña, esta pasarela anclada fue una apuesta para renovar el Camin Reiau ampliando la ruta ciclable del río Garona. Además, la pasarela señala un paso seguro y adaptado a los senderistas que evita que interfieran dentro de los bosques y ofrece un empujón turístico a una de las zonas más desconocidas de este valle.

En Platja d’Aro, la pasalera recupera tramos del camino por la vertiente i ofrece unas vistas magníficas (2018)

En las poblaciones costeras de Platja d’Aro y Tossa de Mar, dos tramos de pasarelas voladizas construidas en el año 2018 permitieron recuperar y asegurar una parte del Camí de Ronda.

En el caso de Platja d’Aro, una notable erosión en una zona de alcantilado había provocado tal pérdida de ancho de sendero que suponía un peligro para los usuarios. Para seguir la ruta, era obligado realizar un notable desvío para continuar más adelante con el paseo a la orilla del mar. Además, se perdían unas vistas magníficas de la costa. En colaboración con Helitrans Pyrinées, acercamos por todos los materiales y equipos por helicóptero a la zona de actuación y se llevó a cabo la obra para restablecer este paso.

En Tossa de Mar, el incremento de usuarios del Camí de Ronda había hecho insostenible el trazado en el punto donde coincidía con la carretera. El paso de vehículos conjuntamente con el de los peatones ponía en riesgo la seguridad de estos últimos. Trabajando conjuntamente nuestro equipo técnico con los técnicos municipales del Ayuntamento de Tossa de Mar, resolvimos de forma satisfactoria la implementación de una estructura apoyada sobre un antiguo muro de mamposteria sobre el que se apoya el terraplén de la carretera. Esta solución fue aprobada por los técnicos del departamento de carreteras de la Generalitat.

En Tossa de Mar, la pasarela permite el paso seguro en este tramo del camí de ronda que transcurre junto a la carretera (2018)

En otras ocasiones, las pasarelas amplían rutas y ofrecen nuevas oportunidades. En Palamós se ha creado un camino alternativo al Camí de Ronda, que coincidía con la carretera, dando continuidad al paseo urbano existente y conectándolo con el Camí de Ronda, un espacio mucho más naturalizado. Este proyecto del Ayuntamiento de Palamós conecta la zona urbana con la Playa del Castell y otras calas y alcantilados que quedaban apartados. La pasarela cuenta con espacios de descanso y vistas panorámicas al puerto marítimo, permitiéndo el paso de peatones de una forma limitada a espacios naturales de un alto valor ecológico, tanto de fauna y flora, en esta parte de la costa que sufre de una alta presión antrópica.

En Palamós, un ruta alternativa del Camí de Ronda conecta la zona urbana con el Castell y otras calas (2021)

También ofrecen una experiencia única los tramos de pasarelas voladas a Soria. El éxito que tuvo la primera actuación, tanto en la resolución técnica como la buena acogida por los usuarios, llevó al Ayuntamiento a un solicitar la creación de un segundo tramo. Los trabajos, realizados conjuntamente con TRAGSA para la CH del Duero, ofrecen la oportunidad de disfrutar del paisaje desde las entrañas de este maravilloso enclave del río con las sierras que rodean Soria.

El primer tramo se extiende por la margen derecha del río Duero permitiendo rutas circulares y la conexión de Soria con la población de Garray por una vía casi fluvial, que va siguiendo el curso del río.

El segundo conecta este paseo fluvial con la zona alta de Soria donde se encuentran los restos del antiguo enclave del Castillo de Soria y el actual Mirador Nacional, así como otras infraestructuras municipales. Con esta solución de pasarela anclada, diseñada por nosotros, superamos el reto de apartar a los usuarios de la carretera adaptando la ruta y convirtiendo un proyecto de acera en un sendero que transcurre por la vertiente.

Los dos tramos de pasarela anclada en Soria permiten caminar por el margen del río Duero y conectar con la ciudad por caminos seguros (2011 i 2014)

 

Logo ISO 9001Logo ISO 14001
Ejecución de obra en zonas de montaña y/o de difícil acceso

Contacto

Polígono Industrial Els Plans
Carretera Castellnou N-II
25265 Castellnou de Seana (Lleida)
Tel. Fax +34 973 60 48 18
imuntanya@imuntanya.com

Colaboradores

Certificado de calificación de soldadura

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies